Dos decanos de Agronomía fueron incorporados a la Academia de Ingeniería y Hábitat de Venezuela

El ingeniero zuliano Werner Gutiérrez Ferrer, exdecano de la Facultad de Agronomía de LUZ, y el larense Nerio Naranjo, decano de la Facultad de Agronomía de la UCLA, son miembros plenos de la Comisión de Agricultura.

Redacción Vida Agro

Dos destacados profesionales, ingenieros, investigadores y  docentes universitarios de  dos facultades de Agronomía del occidente del país fueron incorporados, esta semana,  a la Academia de Ingeniería y Hábitat de Venezuela.

Son Werner Gutiérrez Ferrer, ex decano de la Facultad de Agronomía de La Universidad del Zulia, en Maracaibo, y Nerio Naranjo, decano de la Facultad de Agronomía de la Universidad centro Occidental Lisandro Alvarado (Ucla), en Barquisimeto.

Werner Gutiérrez Ferrer y Nerio Naranjo.

La Junta de Individuos de Número de la Academia Nacional de Ingeniería  aprobó por unanimidad la  incorporación  de Gutiérrez y Naranjo  como “Miembros plenos de la Comisión de Agricultura”, de la Academia Nacional de la Ingeniería y el Hábitat.

“Las distintas organizaciones de productores, agrindustriales y técnicos de la región y el país deben sumar su apoyo a esta iniciativa e incorporarse a través de sus propuestas a este nuevo escenario en la búsqueda de las soluciones que reclama la agricultura en el país”, propuso el exdecano de Agronomía de LUZ.

“La Junta de Individuos de Número aprobó por unanimidad mi incorporación  como ‘Miembro pleno de la Comisión de Agricultura’ de la Academia Nacional de la Ingeniería y el Hábitat. Esta decisión de tan prestigiosa institución, que agrupa a los más calificados profesionales de la Ingeniería de Venezuela, es un reconocimiento inédito para un miembro del personal docente de la  Facultad de Agronomía de LUZ”, escribió el zuliano en su cuenta Instagram @wergutierrezferrer

“Con profunda humildad y compromiso coloco a  disposición mi representación en este nuevo espacio de discusión, para elevar las propuestas que  consideren pueden coadyuvar a construir soluciones a la crisis que atraviesa la agricultura venezolana”, añadió.

“Infinitas gracias a quienes con su voz de aliento, y acompañamiento sincero, me han extendido su mano, en mis largas horas de trabajo, apostando siempre, con profunda fe y convicción, a esa Venezuela posible, que les prometo vamos a conquistar. Dios los bendiga por tanto!”, reflexionó Ferrer.

Share